¿Llegan multas tras vender mi coche? Y ¿Puedo venderlo con multas?

Recibir multas tras vender coche es algo que puede suceder. Este hecho puede tener una fácil explicación: El comprador no ha realizado el cambio de nombre de vehículo o lo ha hecho muy tarde. En el tiempo que transcurre de la firma del contrato de compraventa entre particulares y la tramitación del cambio de titularidad, si el comprador ya dispone del coche y ha infringido alguna norma, la multa recaerá sobre el titular del vehículo.

¿Cómo no recibir multas tras vender coche?

Para evitar recibir multas tras vender tu coche lo que debes hacer es, realizar una notificación de venta del vehículo a la DGT. El plazo para realizarlo es de 10 días a contar desde la firma del contrato de compra-venta

Este documento acredita a la DGT de forma casi inmediata la venta del coche. Por lo tanto, el vendedor se eximirá de cualquier multa o posible infracción que haya cometido el comprador con su antiguo vehículo.

La notificación de venta a la DGT no es un trámite obligatorio, pero sí muy recomendable dado los problemas que evitas con el mismo.

Si el comprador no tramita el cambio de nombre del vehículo, tendrás el riesgo de recibir multas de tráfico, multas de aparcamiento, tener la obligación de pagar el impuesto de circulación al ayuntamiento e incluso verte envuelto en algún delito que se haya cometido con tu antiguo coche.

Si vendes tu vehículo en Orlando Cars no tendrás que preocuparte por este trámite, nosotros nos hacemos cargo de este trámite como de todos los demás. Tasa tu vehículo online ahora mismo.

¿Puedo vender mi coche con multas pendientes?

Una de las últimas modificaciones de la Ley sobre Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad vial (Ley 18/2009) estableció ciertas limitaciones de disposición de las autorizaciones administrativas.

Pero la respuesta a la pregunta de si ¿Puedo o no vender el coche con multas? La respuesta está en la propia Ley de Seguridad Vial ya que en su artículo 87 establece que “El titular de un vehículo no podrá efectuar ningún trámite relativo al mismo cuando figurasen como impagadas en el historial del vehículo cuatro sanciones firmes en vía administrativa por infracciones graves o muy graves”.

Lo que significa que aún teniendo multitud de multas leves (como multas de aparcamiento) y menos de 4 graves o muy graves (Como exceso de velocidad)

Podríamos perfectamente vender nuestro vehículo puesto que la ley sólo habla de 4 multas graves o muy graves y, además, estas deben ser firmes, esto significa que si la he recurrido y no ha adquirido firmeza también podré vender el vehículo incluso teniendo más de 4 multas de este tipo.

En Orlando Cars te informaremos de todas estas circunstancias antes de comprar tu coche y como debes actuar en cada caso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad